Tellechea19

Aerolíneas sufren la mayor caída registrada

El sector industrial ha sido uno de los más afectados, luego del sector de energía, durante esta caída en los mercados financieros. Producto, en gran parte, por las consecuencias generadas por el detonante, pero no única causa de lo que pasa actualmente, del coronavirus. Las medidas tomadas para tratar de controlar la propagación del virus han afectado directamente el negocio de tres de las principales industrias de este sector, como lo son las aerolíneas, la industria aeroespacial y defensa. Las aerolíneas, pertenecientes a la primera de ellas, han visto como la valoración de sus acciones se han desplomado, comprometiendo en muchos casos su continuidad. La industria aeroespacial ha sufrido también los estragos de las caídas. Sobretodo uno de sus principales actores, como Boeing que ha visto caer en más de 70% la valoración de sus acciones. Esta compañía es una de las más sonadas para una posible nacionalización.

El ratio que compara el desempeño del sector aeroespacial frente al mercado está cayendo sobre la línea de tendencia alcista trazada desde 2007, llegando a caer por debajo de la misma en algún momento de la semana, pero cerca del cierre semanal, estamos viendo como la industria está recuperando parcialmente el terreno perdido y pareciera que estamos cerca de cerrar por encima de la misma.

Del lado de las aerolíneas, el ratio que las compara frente al resto del mercado, ha caído a niveles nunca antes visitados, tras mantenerse por mucho tiempo oscilando de manera lateral. Esta industria está abiertamente solicitando rescates gubernamentales, que evite la desaparición de varias empresas. En Estados Unidos, ya han pedido a la Administración Trump 50.000 millones de dólares en ayudas directas y garantías de préstamos ante el riesgo de quiebras, mientras que en Europa ya han comenzado los rescates.

Interesante ver como quedan paradas las compañías cuando finalmente logren controlar el brote, para identificar oportunidades de inversión, en aquellas compañías que no queden comprometidas financieramente.